Capilla de Sa Tanca Vella

La capilla de Sa Tanca Vella, dedicada a San Valero, es la más antigua de toda la isla, puesto que fue construida en el año 1336. Es por tanto uno de los mejores vestigios de la época románica de Europa, aunque pueda parecer una edificación de importancia menor.

Cuando se levantó sólo habían pasado cien años desde la Reconquista por parte de los cristianos. Como la de Iglesia de San Francisco Javier, es de una sola planta y bóveda de cañón, con ninguna ornamentación exterior, todo un mensaje de humildad y solemnidad en blanco deslumbrante.

Si le preguntas a los mayores de Formentera te dirán que hay una leyenda según la cual la Cueva de San Valero, situada en Torrent de S’Alga, está directamente conectada por angostos túneles subterráneos con esta iglesia a través de un pasadizo secreto. ¡Pero no lo vayas a intentar descubrir, que es peligroso!

Nos interesa tu opinión